Ir a la página principal
Sectores económicos

Problemas y tendencias preocupantes en el sector informático

La Cámara de Software y Servicios Informáticos de la Republica Argentina presentó las principales conclusiones de una encuesta de coyuntura sobre la evolución del sector durante 2009 y el primer trimestre de 2010. El trabajo realizado por el Observatorio Permanente de la Industria del Software y Servicios Informáticos (OPSSI) también se detiene en las diferencias comprobadas en la situación de las empresas -considerando las promovidas y no dentro del régimen sectorial- y en la estructura laboral.

ImagenEn 2009 la leve disminución en la facturación del sector del software estuvo asociada más a un aumento de precios que de producción.
“Durante 2009 en el sector de software y servicios informáticos el empleo creció a una tasa muy inferior al promedio de los últimos años, las exportaciones sufrieron el impacto de la crisis internacional y la leve disminución en la tasa de crecimiento de la facturación estuvo asociada más a un aumento de precios que de producción”. Esta desaceleración, destaca el informe de Observatorio, se confirma con los siguientes datos: el 19% de las empresas encuestadas diminuyó los montos facturados, el 30% de las firmas que exportan vieron caer el valor de sus envíos al exterior y el 25% disminuyó personal.

Por otra parte, analizando la evolución de los salarios entre junio y diciembre, se observa que las mejoras otorgadas por las empresas del sector se ubicaron por debajo de la media nacional. Así, en la comparación con los valores observados en junio de 2009, “el salario de un junior se ubicó en promedio en torno a los 3.894 pesos, el de un semi senior en 5.155 y el de un senior en 6.709 pesos. Estos valores representan salarios que, en promedio, se incrementaron en el orden al 6,4%, 8,7% y 7,5% respectivamente”.

Las expectativas para 2010 son favorables. Según el trabajo, los empresarios esperan que la facturación crezca un 22,3% en 2010, las exportaciones en un 15% y el empleo en un 10,5%.

La encuesta del OPSSI también indagó a los empresarios sobre los principales problemas que percibieron durante el primer trimestre de 2010. Los costos salariales y la escasez de recursos humanos calificados fueron señalados como más importantes. “Mientas en la encuesta anterior el primero también fue considerado como un factor preocupante para el desenvolvimiento del sector, el segundo vuelve a ocupar un lugar preponderante en la lista, luego de que la demanda de empleo se había estancado después de la crisis de fines de 2008”.

En un segundo grado de importancia aparecen la disminución del margen de rentabilidad –también manifestado en encuestas anteriores-, y problemas que hacen a la coyuntura económica, política y financiera, tanto del país como a nivel internacional. En última posición y señalados como los menos importantes, figuran los costos de los servicios, la reevaluación del peso y la caída de la demanda de los productos y servicios del sector.

En términos de ventas y empleo, las empresas no promovidas dentro del régimen de la ley de Software parecen haberse recuperado a un mejor ritmo del impacto de la crisis internacional. “En términos de facturación crecieron en promedio entre 2008 y 2009 a una tasa del 22,5% contra 18% de las empresas promovidas” e idéntica situación se dio al analizarse la evolución del empleo: 9,3% contra solo un 3,7%.

Para 2010, en cambio, las empresas beneficiarias de la promoción son las que esperan incrementar en mayor medida su facturación: 23% frente al 20,7% de las restantes y respecto a las expectativas en materia de empleo ambos grupos prevén un crecimiento similar, cercano al 10% Tomando como base los últimos datos difundidos por la Secretaría de Política Universitarias, el trabajo del Observatorio identificó “algunas tendencias preocupantes” en materia de oferta y demanda de fuerza de trabajo. “Si analizamos la información de los últimos 13 años sobre los nuevos alumnos matriculados en carreras de grado y pregrado vinculados a la informática, vemos que se ha mantenido estable con una tasa de crecimiento del 1,2%. Es decir que, en líneas generales, el sistema reproduce sus defectos y virtudes año tras año: en promedio ingresan 22.500 alumnos y abandonan sus estudios 18.600 alumnos por año. En el mismo periodo, el promedio anual de egresados de ambos niveles fue de 3.000. Esta tendencia, como otras relacionadas con el número de egresados y los requerimientos de las empresas, da cuenta de “una tensión entre oferta y demanda de trabajo que se mantendrá al menos en el medio plazo”.

La industria del software empleó durante 2009 unos tres mil nuevos trabajadores y proyecta para el año en curso duplicar esa cantidad. En la actualidad, la plantilla laboral del sector está integrada por un 38% de profesionales con títulos de grado –en una gran proporción de carreras informáticas-, un 31% de estudiantes universitarios y un 7% de técnicos no universitarios. Un 1% tiene doctorados y el resto se compone de trabajadores con secundario completo (15%) terciario no universitario completo (7%) y con instrucción primaria o sin instrucción (1%).


Ir al principio de la nota