Ir a la página principal
PYMES

Sectores con demanda laboral insatisfecha

Frente a un escenario de caída del empleo en las pequeñas y medianas empresas industriales y de baja de la demanda de trabajo para los tres niveles de calificación laboral -operarios no calificados, operarios calificados y técnicos no universitarios y universitarios-, la Fundación Observatorio PyME (FOP) dedicó parte del informe especial “Evolución del empleo y perfil de la demanda de recursos humanos calificados” a analizar, a partir de los resultados de su encuesta estructural a PyMES industriales 2015 que tuvo como protagonistas a 1.411 empresas del segmento de todo el país, en qué sectores se sigue verificando una demanda de trabajo insatisfecha

En la actualidad, el 80% de los empresarios consultados encuentran dificultades medio-altas para captar operarios calificados y técnicos no universitarios, cuando hace 10 años las dificultades alcanzaban al 66%. “Las dificultades, subraya el informe de la FOP, también fueron creciendo a lo largo de la década para contratar las otras categorías de trabajadores, especialmente los universitarios, “que pasaron a afectar al 41% de PyMES en 2006 al 68% en 2015. No menos “sorprendente” resulta el continuo aumento de las dificultades medio-altas para reclutar trabajadores sin ningún nivel de calificación que en la década analizada se incrementaron del 27% al 45%.

Más adelante, el informe destaca que las calificaciones técnicas del personal demandado por el segmento “están alineadas con las necesidades de la modernización tecnológica y los procesos productivos de la llamada industria inteligente o Industria 4.0”.Al respecto ,señala la FOP, son frecuentemente demandadas mecánica, electrónica, informática y robótica, en orden decreciente, por los sectores de productos de caucho y plástico, metales comunes y productos químicos, alimentos y bebidas, y papel, edición e impresión. No obstante, entre las PyMES existe “una demanda manifiesta de competencias técnicas tradicionales: entre ellas, electricistas, carpinteros y herreros, y de perfiles técnicos sectorialmente transversales como gestión industrial y administración”.

En orden a las dificultades crecientes que encuentran las PyMES para incorporar trabajadores de todos los niveles de calificación, desde la FOP sostienen que para los empresarios encuestados las causas varían para cada uno los diferentes segmentos de calificación. “Respecto de los operarios sin calificación, los problemas se originan en la disminución de los trabajadores disponibles en el mercado de trabajo, mientras que la dificultad para reclutar trabajadores con formación universitaria se asocia a que la oferta académica no responde a la demanda de mercado del trabajo local. En tanto, los problemas para incorporar operarios calificados y técnicos no universitarios tienen su origen en la desconexión entre las escuelas técnicas y los institutos de formación técnica superior y el sistema productivo de las empresas, especialmente las PyMES.

La FOP considera que “las organizaciones del Estado, del sistema educativo y del sistema productivo tienen que diseñar mecanismos de cooperación para la construcción del mercado de los recursos humanos”, y anuncia que como aporte al estudio de las estrategias de conexión entre ambos sistemas desarrolladas en otras latitudes, está llevando adelante un plan de trabajo sobre las buenas prácticas internacionales en la materia.


Ir al principio de la nota